Preguntas y respuestas

¿Cómo es que las empresas intensivas en uso de energía quedan exentas de sobretasa por uso de energía renovable?

En 2003, 3 años después de que se aprobara la Ley de energía renovable de 2000, el gobierno alemán acordó que la industria intensiva en energía, que enfrenta la competencia internacional, debería quedar exenta de la sobretasa para cubrir el costo de la energía renovable. El objetivo era asegurar que dichas empresas no “salieran”. Sin embargo, durante los últimos años, el gobierno alemán ha ampliado innecesariamente la excepción para cubrir a empresas que no enfrentan la competencia internacional, de esa manera incrementan el peso de la carga en los consumidores y en las pequeñas y medianas empresas.

La industria intensiva en energía está exenta del pago de la sobretasa con el fin de promover las energías renovables. Aunque casi todo el mundo básicamente pagó 6,4 centavos adicionales por kilovatio-hora en 2015, las empresas que consumen grandes cantidades de energía solo pagan el recargo total sobre el primero gigavatio/hora que consumen si sus costes energéticos constituyen más del 14 por ciento de sus costes de producción total. Además de eso, la industria con un gran consumo de energía paga una fracción del recargo de 0,05 centavos por toda la electricidad que consuma por encima de 100 gigavatios/hora al año.

En 2015 las empresas industriales exentas consumieron 18 por ciento del suministro de energía en Alemania y sólo cubrieron 0,3 por ciento de la sobretasa total por concepto de electricidad renovable. El gobierno alemán ha incrementado el número de empresas industriales exentas de la sobretasa, pasando de menos de 600 empresas a 2.300. Los críticos de esta medida señalan que estas empresas no enfrentan la competencia internacional (como los proveedores de transporte público municipal) y que por tanto no deben estar exentas.

En general, la energía constituye una porción relativamente pequeña de los costos de producción de la industria procesadora en Alemania.